10 sept. 2011

Oposiciones 2012

Durante cuatro años ha existido un sistema de acceso light para ser profesor, cuya finalidad era que los interinos antiguos consiguieran plaza. Esto era debido a que existía un colectivo con gran antiguedad en el trabajo y no funcionario, con los que no se sabía bien qué hacer. Me temo mucho que después de esto, colocado ya gran parte del colectivo, no habrá miramiento con aquellos que no conseguimos entrar.
De que el sistema era fácil de superar soy yo ejemplo; siempre trabajando, con la niña y sin dejar mis hábitos de siempre saque nota en las dos convocatorias del sistema de transición. Es más, si no me llega a tocar un tribunal espantoso (donde nadie consiguió plaza) igual ahora no estaría preocupándome por esto. La razón de que aprobasemos todos era que así se decidía en los méritos quien tenía plaza, y los interinos antiguos tenían muchos méritos. Por desgracia yo no tenía suficiente antigüedad.
Los de arriba, que no son dioses pero se lo creen, están dándole vueltas a cómo van a hacerlo ahora. De un trámite anodino querían pasar directamente a una prueba para eminencias, se llegó a decir que iban a exigir títulos en idiomas para ser profesor. Yo sobre los idiomas simplemente pensé que si tenemos todos que habilitarnos para el bilingüe iba a haber mucho puesto sin cubrir.
Bueno, a fecha de hoy y con solo borradores no aprobados, el escenario es el siguiente:
Desarrollo del tema. Hay un nuevo temario, donde pasamos de 75 a 80 temas, que se ha rehecho toalmente. Te darán a elegir entre dos temas sacados al azar el que desarrollas, en lugar de entre 5 como en las dos convocatorias anteriores. Fácilmente se pueden comparar las posibilidades de aprobar según el número de temas a elegir, y comprobar matemáticamente que ahora hay que saberse muchos más temas para tener las mismas probabilidades de que te caiga alguno.
Preguntas sobre el temario. Esto antes no existía en el sistema antiguo ni tampoco en el de transición. Te propondrán 7 preguntas y de ellas debes contestar 5. Es evidente que quieren eliminar el azar, que la nota se corresponda con el dominio de la materia. No me parece mal.
Parte práctica. Se recupera esto del sistema antiguo. En mi especialidad es doble: problemas (genética, bioquímica, geología, ecología...) y visu. Lo del visu es el auténtico cuello de botella, porque te pueden poner cualquier cosa para que digas qué es, desde un corte de tejido a una roca. Al ser las pruebas eliminatorias, aquí se reduce mucho el número de opositores que optan a plaza.
Programación y unidad didáctica. La encerrona de toda la vida actualizada. Aquí ya llegarán pocos, así que imagino que no va a ser muy difícil pasarla, lo difícil es superar lo anterior para llegar.
Para los que consigan superar todas y cada una de las pruebas, llega el concurso. Aquí puedes sacar un máximo de 5 puntos: 0,3 por año trabajado, hasta 2 por expediente académico, por otros títulos (incluidos de idiomas) diversas puntuaciones, y por formación permanente (¿siguen valiendo los cursos?) también distinta puntuación según la formación.
No me preocupan los méritos, porque con este sistema lo importante es aprobar. Ya no van a ser tan determinantes; no siempre el que aprueba es justamente el que más méritos tiene, ya no pasan delante sin problema.
Cuando aún estudiaba una de las ocupaciones que me busqué para sobrevivir fue dar clases particulares. Tuve mucho éxito, me faltaban horas para atender gente. Ahí aprendí que es fundamental tener atino al seleccionar qué te estudias y qué no, y en qué orden lo haces. Organizando a los chavales aprendí a organizarme yo misma. Creo que la clave está ahí, en empezar por lo más básico y no pasar a lo siguiente hasta tenerlo claro, elegir cuidadosamente qué esfuerzo es más rentable. Por ejemplo; de la parte de teoría, lo primero que hay que estudiar es lo que luego aplicarás al práctico.
En caso de que convoquen ¿Sacaré plaza? No lo sé, hay mucha gente muy preparada, inteligentes y trabajadores. Me consuelo pensando que al menos esta vez tengo estabilidad en mi vida, que es sin duda lo mejor para estudiar.
Ahora cunde el pánico, este año irá al paro gente que lleva tres y cuatro años trabajando de interino. Por si no es suficiente, no sabemos si habrá opos ni hay un texto aprobado sobre cómo será. Se palpa la histeria colectiva en los foros. Yo me conformo pensando que tengo para cobrar el subsidio de desempleo mucho tiempo, mucho más del que tardaré en trabajar con toda seguridad, y que igual hasta me viene bien tener tiempo para prepararme. Deprimirse no es una opción.

No hay comentarios:

Publicar un comentario