25 ago. 2012

La pesada carga de los niños mineros

En BBC Mundo:


By Clare Matheson
BBC Analista de Economía
Niño minero en Congo
Los niños mineros arriesgan su vida para ayudar a sus familias.
Sudha es una niña que comenzó a trabajar en una mina en Nepal cuando apenas tenía doce años de edad.
Su familia se dedica a la agricultura y Sudha trabaja triturando piedras, hasta convertirlas en material para la construcción de caminos y carreteras.
Con su trabajo aporta algo al ingreso familiar que en total no sobrepasa a las 1.400 rupias, o unos US$20 a la semana
Según cuenta, ella preferiría ir a la escuela, pero piensa que ahora ya es muy tarde para comenzar a estudiar.
Cuando se le pregunta por qué sigue haciendo este trabajo tan peligroso, ella simplemente responde que "no hay otra alternativa".
Jóvenes y vulnerables
Sudha es apenas uno del millón de niños y niñas que según calcula la Organización Internacional del Trabajo (OIT), realizan labores en pequeñas minas y canteras en todo el mundo.
De acuerdo con un informe publicado por la OIT a propósito del Día Mundial contra el Trabajo Infantil, el 12 de junio, este millón de niños lleva el número total de personas que trabajan en minas pequeñas y peligrosas a 13 millones.
Trabajo infantil en el mundo
Niño minero en Nigeria
246 millones de niños trabajan
73 millones de niños trabajadores tienen menos de 10 años
2.5 millones de niños trabajan en economías en desarrollo
2.5 millones de niños trabajan en economías de transición
127 de niños menores de 14 años trabajan en la zona de Asia Pacifico
Un millón de niños trabajan en minas o canteras
22 mil niños mueren en accidentes de trabajo cada año
A pesar de que la proporción de niños mineros es pequeña comparada con el total, la OIT dice que precisamente eso es lo que lo convierte en un blanco realista a la hora de tratar de eliminar estas prácticas. "Hacer algo es urgente", dice el informe.
Los niños mineros trabajan en pésimas condiciones. Se les obliga a bajar por estrechos túneles y arrastrar cargas de piedras que pesan más que ellos mismos.
Los riesgos son enormes
Algunos expertos en minería, como Norman Jenning de la OIT, afirman que a pesar de que ha habido algún progreso en las condiciones de trabajo que imperan en esta industria, gobiernos, consumidores y empleados no pueden dormirse en los laureles.
"Nosotros queremos que la gente sepa que una parte importante de la industria de la minería no está bien administrada, con minas formales", dijo Jennings.
Según el experto de la OIT más personas trabajan en pequeñas minas, casi artesanales, que en las minas grandes. Esto a pesar de que producen ganancias más bajas.
Sin embargo, algunas compañías mineras grandes ya han comenzado a hacer algo para tratar de reducir esta práctica de emplear a niños en las minas y canteras.
El oro es para otros
Jennings dice que todavía algunas empresas, particularmente en el área de procesamiento de oro y piedras preciosas, permiten el trabajo infantil, con frecuencia a escondidas de los organismos reguladores.
"Las compañías están siempre muy dispuestas a convencer a la gente de que no emplean niños para las tareas de cortar y pulir las piedras, pero si uno da un paso atrás, vemos que quienes extraen las piedras de las minas son niños", dijo Jennings.
El experto de la OIT agrega que "no hay manera de saber si el anillo de bodas o el brazalete que vemos en las joyerías, ha sido producido utilizando el trabajo de niños".
Más acción
Niña triturando piedras en Bangladesh
El uso de pesadas herramientas deja a muchos niños discapacitados.
La OIT ha hecho repetidos llamados a los gobiernos, empleados de las empresas mineras, donantes y sindicatos, así como comunidades locales y otras organizaciones, para que tomen medidas en contra de la práctica de emplear niños, algunos de apenas cinco años de edad, como mineros.
El viernes pasado, los gobiernos de 14 países, entre ellos Brasil, Colombia, Ghana, Togo, Paquistán y Senegal, firmaron un acuerdo en el que se comprometen a eliminar el trabajo infantil en todas sus minas y canteras.
Pero la Organización Internacional del Trabajo advierte también que no se trata simplemente de eliminar el problema del empleo de niños; sus familias necesitan el dinero que ellos traen al hogar; así que se necesitan fondos para sustituir su ayuda.

No hay comentarios:

Publicar un comentario