30 nov. 2012

Los perros viajeros del tren subterráneo

Científicos en Moscú descubrieron que los perros saben viajar en subterráneo por la ciudad.

Andrew Poyarkov, profesor de biología, explicó que ha investigado a los perros que viajan en el metro de la ciudad de Moscú. «Han aprendido a bajarse en la estación adecuada», sostuvo.
Según A. Poiarkov, del Instituto de Ecología y Evolución de Moscú, algunos perros callejeros se desplazan sistemáticamente a una estación que los acerca al lugar donde consiguen comida y al final del día vuelven a viajar hasta donde viven. «A veces se duermen y se pierden la estación donde deben bajar. Entonces se suben al tren que va en la dirección contraria para bajarse en la estación adecuada». El científico añade que estos hábitos los comenzaron a adquirir en la década de los 90, cuando colapsó la Unión Soviética y Moscú cayó en manos de una nueva clase de capitalismo. Los perros comenzaron a utilizar los complejos industriales localizados en las afueras del centro como sus hogares y aprendieron a viajar en el Metro de Moscú, llegando al centro por la mañana y en la noche de regreso a su hogar.

Para el biólogo la captación de las conductas humanas por parte de los perros callejeros es un campo digno de ser estudiado en profundidad. «Hasta hay perros que esperan la luz verde del semáforo para cruzar», dijo. Asimismo, comenta que los perros tienen un sentido del tiempo muy desarrollado y les es difícil perderse en su destino. Además, suelen elegir el último o el primer vagón, pues éstos son los que llevan a bordo menos gente.

Y para finalizar su recorrido, el mejor amigo del hombre le agrega un toque juguetón a su viaje: se les ha visto jugar en los andenes del metro, abordando el vagón en los últimos segundos de que se cierren las puertas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario