21 ene. 2013

Cancelado un concierto de apoyo a los detenidos del 14-N por "motivos de seguridad", según Cifuentes



La Policía clausuró el concierto en el centro social 'okupado' La Traba una hora antes de que comenzara. El objetivo del festival era recaudar dinero para los detenidos en la huegla del 14-N

 A una hora de que comenzara el concierto de Irreductibles Fest en el Centro Social Okupado La Traba de Madrid aparecieron varias furgonetas de la Policía Nacional y los bomberos. Sobre las 18.00 horas ya estaba desplegado un dispositivo de agentes de antidisturbios en los alrededores del edificio, en el distrito de Arganzuela. Con una orden de inspección de un juzgado de instrucción, entraron varios agentes, bomberos y secretarios judiciales para "valorar" si se daban las "condiciones técnicas" para la realización del evento, según relatan testigos presenciales a Público. Finalmente, suspendieron el concierto. Según ha explicado la Delegada de Gobierno de Madrid fue "por motivos de seguridad".
En Irreductibles Fest tocaban varios de los grupos musicales más conocidos entre los movimientos sociales y antifascistas, como Los Chikos del Maíz, Non Servium, Boikot, Habeas Corpus o Arma X. El evento se había organizado para recaudar dinero y apoyar a los detenidos en la huelga general del pasado 14 de noviembre. Anteriormente, las autoridades habían impedido su realización en la sala Rock Kitchen y, entonces, La Traba cedió sus instalaciones.
La Policía Municipal fue quien primero se trasaldó al lugar después de haber recibido una llamada de un vecino de la zona advirtiendo sobre el elevado número de personas que allí se estaba congregado, según han relatado fuentes de la Delegación de Gobierno de Madrid a Público. Entonces éstos llamaron a la Policía Nacional y a los Bomberos para realizar la inspección. Los UIPs, los antidisturbios, acudieron por "si se producían problemas de orden público", explica la misma fuente. Finalmente, fue la Policía Municipal la que emitió el informe desfavorable y se ordenaba así al suspensión del concierto.
Según relata G. M a Público, una joven que se encontraba en el lugar de los hechos, las calles aledañas al edificio fueron "totalmente rodeadas por agentes antidisturbios". La Policía dijo a los asistentes que esperaban al incio del concierto que estaban allí para realizar una inspección técnica y que no eran un desalojo del centro social, como ellos temían. Posteriormente, esta joven se dirigió a los bomberos y éstos le explicaron que "les habían avisado con una hora de antelación", mostrándose descontentos por "las formas" de la orden, que "había venido de arriba".
A continuación los bomberos se marcharon y hubo un momento de confusión pues algunos de los agentes dijeron que sí habría concierto. Sin embargo, 20 minutos después la Policía anunciaba que se suspendía y dio la orden a los jóvenes congregados que se dispersaran, "o cargarían".
Cristina Cifuentes, ha explicado a través de su cuenta de Twitter este domingo que "la cancelación la decidió la Policía Municipal, tras un informe de los bomberos alertando del peligro de celebrar el concierto". También ha dicho que los agentes entraron en el centro "con orden judicial" y que se suspendió el festival "exclusivamente" por motivos de seguridad.
Por eso, ha indicado que ha leído "con asombro" que algunos le acusan de haber ordenado suspender en el concierto. Cifuentes lo ha negado después de que uno de los grupos participantes, Los Chikos del Maiz, comentara en su twitter: "el estado policial de Cifuentes suspende el Irreductibles Fest. Además de ladrones, dictadores". A lo que ella contestaba que "La delegación no ha tenido nada que ver con la suspensión del Irreductibles Fest. Convendría que informaran con más rigor".

Texto de Público.es 

No hay comentarios:

Publicar un comentario